viernes, 11 de enero de 2013

¿ESTA DIOS EN CONTROL TOTAL DE TODO?




Puedes bajar este post como archivo de Word, pinchando Aqui

Fuente:


Un Estudio Bíblico por Jack Kelley

Existe una teoría, la cual solamente se insinúa en las Escrituras, que el Planeta Tierra había estado bajo el dominio de Satanás, antes de la rebelión de este. A pesar de que él fue solamente un ser creado, Satanás era un dignatario de enorme poder en el Universo de Dios (Judas 1:9).

Judas, 1:9 Pero cuando el arcángel Miguel contendía con el diablo, disputando con él por el cuerpo de Moisés, no se atrevió a proferir juicio de maldición contra él, sino que dijo: El Señor te reprenda.

Él era el protector de los querubines (los guardianes del Trono de Dios) y el líder del ejército angelical. Él era la creación más impresionante de Dios (Ezequiel 28:12-15).

Ezequiel, 28:12 Hijo de hombre, levanta endechas sobre el rey de Tiro, y dile: Así ha dicho Jehová el Señor: Tú eras el sello de la perfección, lleno de sabiduría, y acabado de hermosura. 28:13 En Edén, en el huerto de Dios estuviste; de toda piedra preciosa era tu vestidura; de cornerina, topacio, jaspe, crisólito, berilo y ónice; de zafiro, carbunclo, esmeralda y oro; los primores de tus tamboriles y flautas estuvieron preparados para ti en el día de tu creación. 28:14 Tú, querubín grande, protector, yo te puse en el santo monte de Dios, allí estuviste; en medio de las piedras de fuego te paseabas. 28:15 Perfecto eras en todos tus caminos desde el día que fuiste creado, hasta que se halló en ti maldad.

Debido a su posición, a su poder, y a su hermosura se volvió orgulloso y se rebeló (Ezequiel 28:17; Isaías 14:13-14), acarreando de esta manera el juicio que destruyó el planeta tierra.

Ezequiel, 28:17 Se enalteció tu corazón a causa de tu hermosura, corrompiste tu sabiduría a causa de tu esplendor; yo te arrojaré por tierra; delante de los reyes te pondré para que miren en ti. 

Isaías, 14:13 Tú que decías en tu corazón: Subiré al cielo; en lo alto, junto a las estrellas de Dios, levantaré mi trono, y en el monte del testimonio me sentaré, a los lados del norte; 14:14 sobre las alturas de las nubes subiré, y seré semejante al Altísimo.

Todo esto parece haber sucedido entre Génesis 1:1 y Génesis 1:2.

Génesis, 1:1 En el principio creó Dios los cielos y la tierra. 1:2 Y la tierra estaba desordenada y vacía, y las tinieblas estaban sobre la faz del abismo, y el Espíritu de Dios se movía sobre la faz de las aguas.

Insinuaciones de lo anterior en las Escrituras son:

1)  Una traducción alternativa (y más literal según algunas personas) de Génesis 1:2 puede ser, “Pero la Tierra se volvió desordenada y vacía”, en lugar de “Y la tierra estaba desordenada y vacía”.
2)   En Isaías 45:18 el Señor dijo que Él no había creado la Tierra de esa manera, usando la misma palabra hebrea que se traduce desordenada en Génesis 1:2, sino que la hizo para ser habitada. Al unir estos dos puntos se insinúa sobre un juicio en algún momento después de la creación original de la Tierra.

Isaías, 45:18 Porque así dijo Jehová, que creó los cielos; él es Dios, el que formó la tierra, el que la hizo y la compuso; no la creó en vano, para que fuese habitada la creó: Yo soy Jehová, y no hay otro.

Isaías se refiere a Dios, como el que “hizo la tierra y – en algún momento posterior – la compuso”. O sea: hay una distancia de tiempo entre la creación de los cielos y la tierra (“en el principio”, o sea, en el remoto pasado) y los famosos 6 días en los cuales Dios, en realidad, no crea nada sino que, arregla y completa la Creación. Algo paso, probablemente, entre el momento en que “Dios creó los cielos y la tierra” (Génesis, 1:1) y el momento en que “la tierra estaba desordenada y vacía” (Génesis, 1:2). Muchos sostienen que lo que paso en medio fue el “diluvio de Satanás”: cuando este se levanto contra Dios, fue expulsado y cayó a la tierra provocando un pandemónium (diluvio), que fue lo que “desordeno” la tierra.

Después que la Tierra estuvo sumergida en ruinas y oscuridad (quién sabe por cuánto tiempo), Dios dijo “Sea la luz” (Génesis 1:3) y así fue como se inició el proceso de seis días de la Creación.

3)    Los ángeles ya existían en el momento de la narración de la creación en Génesis: ellos gritaron y cantaron cuando el Señor colocó los cimientos de la Tierra (Job 38:4-7) por eso es que todos ellos deben de haber sido creados antes. Si eso es así, Satanás también debió haber sido creado antes.

Job, 38:4 ¿Dónde estabas tú cuando yo fundaba la tierra? Házmelo saber, si tienes inteligencia. 38:5 ¿Quién ordenó sus medidas, si lo sabes? ¿O quién extendió sobre ella cordel? 38:6 ¿Sobre qué están fundadas sus bases? ¿O quién puso su piedra angular, 38:7 Cuando alababan todas las estrellas del alba, Y se regocijaban todos los hijos de Dios?.

Nota: las estrellas son los ángeles (Apocalipsis, 1:20 El misterio de las siete estrellas que has visto en mi diestra, y de los siete candeleros de oro: las siete estrellas son los ángeles de las siete iglesias, y los siete candeleros que has visto, son las siete iglesias).

4)    La serpiente aparece de la nada en Génesis 3:1, a pesar de que en la narración de la creación no se le menciona. También, la palabra hebrea traducida serpiente proviene de una raíz que significa encantador, lo cual quiere decir que no era un animal ordinario. Y Eva no pareció reacia a hablar con ella, lo cual indica que ella la debe de haber reconocido por lo que realmente era.

Génesis, 3:1 Pero la serpiente era astuta, más que todos los animales del campo que Jehová Dios había hecho; la cual dijo a la mujer: ¿Conque Dios os ha dicho: No comáis de todo árbol del huerto?.

Permítanme apresurarme a decir que yo no creo en una civilización pre-adámica. La Biblia claramente le llama a Adán el primer hombre (1 Corintios 15:45).

1 Corintios, 15:45 Así también está escrito: Fue hecho el primer hombre Adán alma viviente; el postrer Adán, espíritu vivificante.

También dice que los animales fueron creados el mismo día en que lo fue Adán (Génesis 1:24-26) así que yo no creo que los dinosaurios u otros animales estuvieron antes de la creación de Adán.

Génesis, 1:24 Luego dijo Dios: Produzca la tierra seres vivientes según su género, bestias y serpientes y animales de la tierra según su especie. Y fue así. 1:25 E hizo Dios animales de la tierra según su género, y ganado según su género, y todo animal que se arrastra sobre la tierra según su especie. Y vio Dios que era bueno. 1:26 Entonces dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y señoree en los peces del mar, en las aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra, y en todo animal que se arrastra sobre la tierra.

Como ya dijimos, después que la Tierra estuvo sumergida en ruinas y oscuridad quién sabe por cuánto tiempo, Dios dijo, “Sea la luz” (Génesis 1:3) y así fue como se inició el proceso de seis días de la Creación.

La Biblia no es un libro acerca de la eternidad, sino que es acerca de la era del hombre. Como tal empieza con la creación del primer hombre y termina cuando el Milenio se acaba siete mil años después. Solamente nos brinda unas pistas muy vagas sobre lo que sucedió antes que empezara la Era del Hombre y lo que sucederá luego que esta termine. Todo lo que realmente sabemos es que hubo una eternidad pasada y habrá una eternidad futura.

La primera instrucción que Dios les dio a Adán y Eva fue el darles el dominio sobre el Planeta Tierra, diciéndoles que lo sojuzgaran y lo poblaran (Génesis 1:28).

Génesis, 1:28 Y los bendijo Dios, y les dijo: Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra, y sojuzgadla, y señoread en los peces del mar, en las aves de los cielos, y en todas las bestias que se mueven sobre la tierra.

Satanás, cuyo dominio pasado había sido la Tierra, respondió haciendo que pecaran (Génesis 3:1-13).

Génesis, 3:1 Pero la serpiente era astuta, más que todos los animales del campo que Jehová Dios había hecho; la cual dijo a la mujer: ¿Conque Dios os ha dicho: No comáis de todo árbol del huerto? 3:2 Y la mujer respondió a la serpiente: Del fruto de los árboles del huerto podemos comer; 3:3 pero del fruto del árbol que está en medio del huerto dijo Dios: No comeréis de él, ni le tocaréis, para que no muráis. 3:4 Entonces la serpiente dijo a la mujer: No moriréis; 3:5 sino que sabe Dios que el día que comáis de él, serán abiertos vuestros ojos, y seréis como Dios, sabiendo el bien y el mal. 3:6 Y vio la mujer que el árbol era bueno para comer, y que era agradable a los ojos, y árbol codiciable para alcanzar la sabiduría; y tomó de su fruto, y comió; y dio también a su marido, el cual comió así como ella. 3:7 Entonces fueron abiertos los ojos de ambos, y conocieron que estaban desnudos; entonces cosieron hojas de higuera, y se hicieron delantales. 3:8 Y oyeron la voz de Jehová Dios que se paseaba en el huerto, al aire del día; y el hombre y su mujer se escondieron de la presencia de Jehová Dios entre los árboles del huerto. 3:9 Mas Jehová Dios llamó al hombre, y le dijo: ¿Dónde estás tú? 3:10 Y él respondió: Oí tu voz en el huerto, y tuve miedo, porque estaba desnudo; y me escondí. 3:11 Y Dios le dijo: ¿Quién te enseñó que estabas desnudo? ¿Has comido del árbol de que yo te mandé no comieses? 3:12 Y el hombre respondió: La mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo comí. 3:13 Entonces Jehová Dios dijo a la mujer: ¿Qué es lo que has hecho? Y dijo la mujer: La serpiente me engañó, y comí.

Como resultado de su pecado, Adán y Eva cayeron de la inmortalidad a ser seres mortales, arrastrando a todos sus descendientes con ellos (Romanos 5:12).

Romanos, 5:12 Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron.

La creación también sufrió la atadura del pecado (Romanos 8:18-21), y Satanás les arrebató a Adán y Eva el control de la Tierra como la había tenido y así lo es hasta ahora (1 Juan 5:19).

Romanos, 8:18 Pues tengo por cierto que las aflicciones del tiempo presente no son comparables con la gloria venidera que en nosotros ha de manifestarse. 8:19 Porque el anhelo ardiente de la creación es el aguardar la manifestación de los hijos de Dios. 8:20 Porque la creación fue sujetada a vanidad, no por su propia voluntad, sino por causa del que la sujetó en esperanza; 8:21 porque también la creación misma será libertada de la esclavitud de corrupción, a la libertad gloriosa de los hijos de Dios.

1 Juan, 5:19 Sabemos que somos de Dios, y el mundo entero está bajo el maligno.

Por eso es que Jesús se refirió a Satanás como el príncipe de este mundo (Juan 12:31, 14:30, 16:11) y Pablo le llamó el dios de este mundo (2 Corintios 4:3-4).

Juan, 12:31 Ahora es el juicio de este mundo; ahora el príncipe de este mundo será echado fuera.

Juan, 14:30 No hablaré ya mucho con vosotros; porque viene el príncipe de este mundo, y él nada tiene en mí.

Juan, 16:11 y de juicio, por cuanto el príncipe de este mundo ha sido ya juzgado. 

2 Corintios, 4:3 Pero si nuestro evangelio está aún encubierto, entre los que se pierden está encubierto; 4:4 en los cuales el dios de este siglo cegó el entendimiento de los incrédulos, para que no les resplandezca la luz del evangelio de la gloria de Cristo, el cual es la imagen de Dios.

Jesús redimió la creación (la trajo de vuelta) con Su propia sangre al mismo tiempo que Él nos redimió a nosotros, pero Él no hará nada para hacer valer Su reclamo sino hasta antes del inicio de la Gran Tribulación y al sonido de la séptima trompeta.

Apocalipsis, 11:15 El séptimo ángel tocó la trompeta, y hubo grandes voces en el cielo, que decían: Los reinos del mundo han venido a ser de nuestro Señor y de su Cristo; y él reinará por los siglos de los siglos.

Y en Apocalipsis 12:10 leemos:

Apocalipsis, 12:10 Entonces oí una gran voz en el cielo, que decía: Ahora ha venido la salvación, el poder, y el reino de nuestro Dios, y la autoridad de su Cristo; porque ha sido lanzado fuera el acusador de nuestros hermanos, el que los acusaba delante de nuestro Dios día y noche.

Mientras tanto, la Biblia nos dice que Satanás está en control aquí, y hay numerosas referencias a los poderes demoníacos que ejercen influencia en la vida de la Tierra que confirman lo anterior.

En los gobiernos:

Satanás tuvo representación en todos los imperios gentiles en los tiempos bíblicos. A él se le llamó el rey de Babilonia en Isaías 14:4 y el rey de Tiro en Ezequiel 28:11.

Isaías, 14:4 pronunciarás este proverbio contra el rey de Babilonia, y dirás: ¡Cómo paró el opresor, cómo acabó la ciudad codiciosa de oro!.

Ezequiel, 28:11 Vino a mí palabra de Jehová, diciendo: 28:12 Hijo de hombre, levanta endechas sobre el rey de Tiro, y dile: Así ha dicho Jehová el Señor: Tú eras el sello de la perfección, lleno de sabiduría, y acabado de hermosura. 
Un ángel le habló a Daniel de cómo fue detenido por el “príncipe de Persia” habiendo necesitado la ayuda del Arcángel Miguel para liberarse (Daniel 10:13).

Daniel, 10:13 Mas el príncipe del reino de Persia se me opuso durante veintiún días; pero he aquí Miguel, uno de los principales príncipes, vino para ayudarme, y quedé allí con los reyes de Persia.

Él también dijo que pronto estaría batallando contra el “príncipe de Grecia” (Daniel 10:20) a pesar de que en ese tiempo el Imperio Griego no existía sino hasta dos siglos después.

Daniel, 10:20 El me dijo: ¿Sabes por qué he venido a tí? Pues ahora tengo que volver para pelear contra el príncipe de Persia; y al terminar con él, el príncipe de Grecia vendrá.

Y el Imperio Romano se volvió tan malvado que muchas personas ven al Emperador Romano Nerón como uno de los modelos más claros del anticristo. ¿Hay alguien que cree que las cosas son diferentes ahora? Después de todo, el dominio gentil no terminará sino hasta la Segunda Venida. Adolfo Hitler fue otro modelo de anticristo, y la Alemania nazi mostró lo dominante que el mal se puede volver cuando una nación está bajo la influencia de lo oculto. Ronald Reagan le llamó a la Unión Soviética un imperio del mal. George W. Bush les llamó a las naciones que apoyaban el terrorismo internacional como el Eje del Mal. Y puesto que los Estados Unidos ya entraron en la era post cristiana, quién puede negar que el mal ha tenido una influencia más fuerte aquí también.

En la iglesia:

En cuanto al mal en la Iglesia, Pablo dijo sobre aquellas personas que introducen doctrinas falsas en el cuerpo de Cristo:

2 Corintios, 11:13 Porque éstos son falsos apóstoles, obreros fraudulentos, que se disfrazan como apóstoles de Cristo. 11:14 Y no es maravilla, porque el mismo Satanás se disfraza como ángel de luz. 11:15 Así que, no es extraño si también sus ministros se disfrazan como ministros de justicia; cuyo fin será conforme a sus obras.

Él dijo que nosotros veríamos que esto se volvería más dominante conforme el fin de los tiempos se acerca:

1 Timoteo, 4:1 Pero el Espíritu dice claramente que en los postreros tiempos algunos apostatarán de la fe, escuchando a espíritus engañadores y a doctrinas de demonios;

En nuestras vidas:

En un nivel personal la Biblia nos advierte acerca de la influencia del mal en nuestras vidas.
Efesios, 6:12 Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes.

El hecho es que el mundo es un lugar de maldad en donde suceden cosas malas sin ninguna razón y así será hasta que el Señor retorne para restablecerlo (Mateo 19:28; Hechos 3:21).

Mateo, 19:28 Y Jesús les dijo: De cierto os digo que en la regeneración, cuando el Hijo del Hombre se siente en el trono de su gloria, vosotros que me habéis seguido también os sentaréis sobre doce tronos, para juzgar a las doce tribus de Israel.

Hechos, 3:21 a quien de cierto es necesario que el cielo reciba hasta los tiempos de la restauración de todas las cosas, de que habló Dios por boca de sus santos profetas que han sido desde tiempo antiguo.

Y no es porque Dios lo haya creado de esa manera ni aun porque Él lo quiere así. Es porque cuando nuestros primeros padres pecaron ellos soltaron una fuerza de maldad en este mundo la cual ha puesto a todos sus descendientes en atadura y habiendo contaminado aun a la misma creación.

La historia ha mostrado que Dios solamente les permite al pecado y a la rebelión llegar hasta un cierto punto antes de tomar el control. Aun durante la Gran Tribulación, cuando Él va a remover del todo Su voluntad de contención (2 Tesalonicenses 2:7), Él le pondrá fin al reino del mal antes de que este llegue a destruir completamente a la humanidad (Mateo 24:22).

2 Tesalonicenses, 2:7 Porque ya está en acción el misterio de la iniquidad; sólo que hay quien al presente lo detiene, hasta que él a su vez sea quitado de en medio.

Mateo, 24:22 Y si aquellos días no fuesen acortados, nadie sería salvo; mas por causa de los escogidos, aquellos días serán acortados. 

¿Está Dios en control?:

Esto nos trae de vuelta a la pregunta original, y aquí les doy mi respuesta. Yo creo que las cosas van a resultar exactamente como Dios dijo que lo harían porque Él ya ha visto el fin, y Él lo vio desde el principio. ¿Pero quiere eso decir que yo creo que Dios está en control total de todo lo que sucede mientras tanto?. No, yo creo que no, y además creo que anteriormente he mostrado que la Biblia apoya mi opinión.

Yo creo que cuando nos hacemos cristianos nos volvemos como unos extraños detrás de las líneas enemigas. Yo creo que podemos esperar la ayuda de Dios para sobrevivir si le entregamos el control de nuestras vidas a Él. Pero yo pienso que hay mucho más que eso de lo que las personas entienden.

Cuando Jesús dijo que tomáramos nuestra cruz y le siguiéramos (Lucas 9:23) Él nos estaba llamando a hacer lo que Él estaba haciendo. ¿Y qué es lo que Él estaba haciendo?. Mateo 26:39 nos dice que Él entregó Su voluntad a la voluntad de Su Padre. Romanos 12:1-2 explica lo que estamos llamados a hacer exactamente.

“Así que, hermanos, les ruego por las misericordias de Dios, que presenten sus cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios, que es su culto racional. No se conformen a este siglo, sino transfórmense por medio de la renovación de su entendimiento [mente], para que comprueben cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta”.

Debemos entregar nuestra voluntad por nuestra vida y en lugar de ello abrazar Su voluntad para nuestra vida.

En Efesios 4:22-24 Pablo lo pone así:

“En cuanto a la pasada manera de vivir, despójense del viejo hombre, que está viciado conforme a los deseos engañosos, y renuévense en el espíritu de su mente, y vístanse del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad”.

Yo he observado a muchas personas que solamente con sus bocas obedecen a este mandamiento, y son muy pocas las que en realidad lo hacen. Pero aun aquellas que obedecen se dan cuenta que el mundo permanece como un lugar malo, y que cosas malas pueden suceder.

Jesús dijo que en este mundo tendríamos problemas (Juan 16:33), pero Él también dijo que había venido para que tuviésemos vida en abundancia (Juan 10:10). Nosotros obtenemos esta bendición al entregarle la vida que nosotros hemos planeado para nosotros y tomar la vida que Él ha planeado para nosotros. De esta manera es que podemos experimentar un mundo personal en el que Él está en completo control sin importar lo que le suceda al mundo que nos rodea, y en donde Él está obrando para que aun las cosas malas que suceden nos ayuden a bien (Romanos 8:28).

Pablo dijo que nuestros sufrimientos presentes no son nada comparados con la gloria que nos será revelada (Romanos 8:18). Por eso es que él dijo, “no miremos las cosas que se ven, sino las que no se ven; pues las cosas que se ven son temporales, pero las que no se ven son eternas.” (2 Corintios 4:18).

Esta vida es temporal. Es la próxima la que es permanente. Por eso es que Pablo nos dijo que viviéramos por fe y no por vista (2 Corintios 5:7), porque aun cuando estemos experimentando los efectos adversos de este lugar malo, podemos saber que Dios ha prometido que todas las cosas nos ayuden a bien. Por consiguiente, no importa lo mal que las cosas puedan estar, podemos animarnos con el hecho de que Él ha vencido al mundo, y por medio de la fe en Él, nosotros también podemos hacerlo. Selah 20/10/12.



QUE DIOS LOS BENDIGA A TODOS!!!!!

miércoles, 2 de enero de 2013

FELIZ AÑO NUEVO (2013) PARA TODOS!!!




No queria perder la oportunidad de saludarlos en este nuevo año 2013 que ha comenzado.-

Tambien quiero decirles como voy a encarar este nuevo año, a nivel posteos.-

Desde el mes de oct-2012 que no publico nada, porque tuve que ocuparme de algunos temas personales.-

Mi idea, para este 2013, es comenzar con un estudio sistematico de la Biblia (versiculo por versiculo, capitulo por capitulo, libro por libro), comenzando por Genesis 1:1 hasta Apocalipsis 22 (de tapa a tapa). Algo similar (para quienes lo han leido) a lo que he publicado de todo el Libro de Apocalipsis.-

Mi idea es presentar un panorama introductorio de cada libro y rescatar los mas importante, lo que no debemos perder de vista, para ver las 'perlitas y maravillas' no solo del Nuevo Testamento sino tambien del denominado Viejo Testamento y poder ver, con esto, las relaciones entre los dos testamentos, para entender toda la Biblia como lo que es: una unidad, un todo.

Con esto no quiero fomentar la 'lectura parcial' de la Palabra de Dios, ni mucho menos.

Lo hago, si, para que, aquellos que aun no la han leido o la han leido poco o solo parcialmente (como yo, hace un tiempo atras), tengan alguna guia acerca de los temas que no podemos perder de vista. Seria algo asi como un punto de partida.-

Luego si debe leerse la Biblia (al menos una vez en la vida), de 'tapa a tapa'.-

La herramienta que voy a utilizar es un ejemplar 'de estudio' de la version Reina-Valera 1960.-

Bueno, por ahora no tengo nada mas para decir.-

Gracias a todos por entrar en mi blog y que Dios los Bendiga!!!